No cabe duda que la pandemia del coronavirus (COVID-19) ha impactado a todas las industrias, y el sector del transporte acompaña esta tendencia. A pesar de ser un servicio esencial, decretado por el gobierno nacional, se estima que el 70% de las flotas a nivel país está inactivo, lo que quiere decir que sólo hay 30% de camiones en circulación, según el último estudio de la Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (FADEEAC).

Para las compañías de transporte que poseen flotas detenidas por períodos prolongados debido a la coyuntura, Michelin acerca una serie de consideraciones que deben contemplarse sobre los neumáticos ya que ninguno está diseñado para cargar el peso de un camión o remolque estacionado por tiempo indefinido.

Seguir ciertos pasos es clave para preservar en óptimas condiciones las características del neumático y, de esta manera, garantizar que los vehículos puedan regresar rápidamente a la actividad cuando los volúmenes de carga y circulación vuelvan a la normalidad.

Dentro de los consejos, Michelin recomienda, en primer lugar, inspeccionar al neumático en busca de posibles daños visibles -ya sean cortes o protuberancias- así como también desgastes anormales.

Seguido de esto, hay que corroborar la presión de inflado de los neumáticos en todas sus posiciones. Si al realizar el control la presión está por debajo (de hasta 15 psi), es necesario verificar cualquier causa visible. En caso de no detectar nada, se deberá proceder a inflarlos al nivel recomendado siguiendo los métodos estándar de trabajo seguro.

Ahora bien, si la presión de inflado está muy por debajo de lo aconsejado (es decir, de más de los 15 psi por debajo), se debe desmontar e inspeccionar el interior en busca de signos de daños internos, que pueden ser estrías o grietas. Si se trata de neumáticos duales, se debe desmontar e inspeccionar el conjunto completo. Los operadores también deben asegurarse de que cada válvula esté equipada con una tapa adecuada.

Una vez chequeadas estas consideraciones (daños visibles y niveles de presión), es recomendable, siempre que sea posible, conducir el vehículo cada cuatro meses; y en caso de no poder hacerlo, los neumáticos deben girarse un cuarto de vuelta.

Ahora bien, para aquellos que de a poco regresan a las rutas y deben poner en funcionamiento el vehículo, se debe verificar la presión de inflado de todos los neumáticos en frío y ajustarlos de acuerdo con las indicaciones del fabricante del vehículo.

Un aliado de los transportistas en servicio

Dado que el transporte es una de las actividades esenciales, ya que garantiza el continuo abastecimiento de alimentos y productos, Michelin recuerda a los transportistas en servicio que sus truck centers están abiertos. En cada uno de ellos se mantienen las máximas medidas de seguridad para preservar la salud no sólo de los profesionales sino también de los conductores.

Para obtener un turno en el truck center más cercano, se puede gestionar a través del 0800-666-4243 o ingresando a www.michelin.com.ar donde también se pueden consultar los horarios de cada uno.

Motores a Pleno® nace en 1991 y desde entonces nos encargamos de informar todo lo referente al automovilismo y motociclismo deportivo y las novedades de la Industria Automotriz. Ha pasado por diferentes formatos como la radio o la TV por cable, y desde el año 2000 lanzamos la primera versión del sitio en internet que funciona ininterrumpidamente hasta la actualidad. Motores a Pleno® está registrado en el Instituto Nacional de la Propiedad Industrial bajo el número 2.761.752. Por lo tanto, toda persona o medio que lo utilice está usurpando una marca que no le pertenece y podría ser pasible de las acciones que correspondan.

Ford Argentina
Visita la web oficial de Fiat Argentina
Visita la web oficial de Jeep Argentina